El jamón serrano ¿un doping natural?
 

Patxi Orofino nos ofrece una vez más un nuevo artículo referente a las grandes propiedades y beneficios de este delicioso manjar como es el jamón serrano. Qué lo disfrutéis!

 

 

EL JAMÓN SERRANO ¿UN DOPING NATURAL?

El jamón serrano, es un alimento obtenido a partir de la salazón y secado al aire de las patas traseras del cerdo. Este mismo producto recibe también el nombre de paleta o paletilla cuando se obtiene de las patas delanteras. Jamón serrano se contrapone a jamón cocido, también llamado jamón de York. Se llama serrano por la costumbre de curar el jamón en parajes altos de las sierras, donde las bajas temperaturas facilitan la curación.

 El jamón serrano es un alimento rico en vitamina B1  ya que 100 g. de esta carne contienen 0,57 mg. de vitamina B1.

Este alimento también tiene una alta cantidad de sodio. La cantidad de sodio que tiene es de 2340 mg por cada 100 g.

Entre las propiedades nutricionales del jamón serrano cabe destacar que tiene los siguientes nutrientes: 2,30 mg. de hierro, 21,37 g. de proteínas, 12,70 mg. de calcio, 250 mg. de potasio, 11,40 mg. de yodo, 2,20 mg. de zinc, 17,10 mg. de magnesio, 0,25 mg. de vitamina B2, 6,70 mg. de vitamina B3, 0,41 mg. de vitamina B6, trazas de vitamina B9, trazas de vitamina B12, trazas de vitamina D, 0,08 mg. de vitamina E, 11 ug. de vitamina K, 223 mg. de fósforo, 136 kcal. de calorías, 70,90 mg. de colesterol y 5,60 g. de grasa

Beneficios del jamón serrano

Por su alto contenido en vitamina B1, el consumo del jamón serrano, ayuda a superar el estrés y la depresión. Los alimentos ricos en vitamina B1 o tiamina, como esta carne son muy recomendables en periodos de embarazo o lactancia y también después de operaciones o durante periodos de convalecencia, debido a que en estos periodos hay un mayor desgaste de esta vitamina

El estudio, que ha sido realizado por el 'Centro Grand Forks de Investigación de Nutrición Humana', asegura que el serrano es muy recomendable para retrasar la aparición de la fatiga en los deportistas, gracias a sus aportes en hierro, vitaminas B y, sobre todo, zinc. Además de sodio, potasio y fósforo. Uno se pregunta con ello si tanto beneficio conseguido de manera exógena, puede acabar considerado como doping natural. Más aún si te tiene en cuenta que su degustación produce un intenso placer y que dejar de comerlo produce un irrefrenable síndrome de abstinencia.

Como toda buena proteína que se precie, debéis saber que el jamón serrano favorece la formación de las células musculares y los alrededor de 200 aminoácidos que contiene son utilizados por nuestro organismo para obtener energía.

Vayamos a dos de los principales protagonistas de esta historia, el zinc y el hierro. El primero incide de manera directa en los procesos de liberación del anhídrido carbónico celular que realiza una enzima especializada, así como en el trabajo del corazón. Por su parte, el hierro también tiene un papel destacado en los procesos metabólicos celulares. Las necesidades de cada uno de estos minerales de una persona sana que realiza deporte de manera regular son de 15 mg diarios. En este punto y aunque el manjar suele comerse crudo, los de la FundaciónJamón Serranoarriman el ascua a su sardina y subrayan que 100 gramos de la delicia que representan aportan 2,3 mg de zinc y 1,8 mg de hierro.

 
  3 Noviembre 2011    
anterior Indice de noticias siguiente
 
     
 
<<  Agosto 2018  >>
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31
 Usuario
 Contraseña